viernes, 2 de marzo de 2012

Numberlys


                   


      El 13 de enero de 2012 los Moonbot Studios  (responsables también de la animación oscarizada The Fantastic Flying Books of Mr. Morris Lessmore) publicaron Numberlys, una animación digital presentada como aplicación iPad. Una historia de muñequitos que hablan una especie de galimatías, porque todavía las palabras, el alfabeto y el lenguaje no han sido inventados. El suyo es un mundo dominado por los números: la comida, las flores, las calles, ellos mismos, no tienen nombre, sólo son números. Además su tarea es seguir fabricándolos un día tras otro en cadenas industriales sumergidas en una dura atmósfera en blanco y negro, propia de una sombría sociedad maquinista.
     La historia arranca realmente cuando un grupo de "numeritos" (del 1 al 5) empiezan a hacerse preguntas y a expresar su deseo de algo diferente. Juntos, estos 5 pequeños seres se deciden a crear letras manualmente. Empiezan por la A y terminan por la Z. Asistimos a la odisea de la invención de cada letra, normalmente aprovechando los trazos de los números, a los que someten a todo tipo de distorsiones hasta dar con la figura que les gusta. Y aquí es donde el juego interactivo comienza. Los usuarios son animados, mediante unos indicadores en rojo, a usar tijeras, saltar desde trampolines (para formar la E y la F), disparar cañones (para la J), y otros ingeniosos recursos para conseguir el resto de las letras. Cada proceso de fabricación, acompañado por música, va precedido por una pantalla con textos de tipografía rotunda, que es leída por una narrador. Cuando terminan el alfabeto, ocurre un milagro, las letras se colorean y el mundo que las rodea también. Entonces los cinco héroes se acurrucan y se duermen tranquilos. 
      Visualmente la aplicación nos retrotrae a los años 30, con la escenografía en blanco y negro y el estilo de decorados de películas como Metrópolis de Fritz Lang o la versión original de King Kong (1933). Aunque está claro que el público al que va dirigida esta obra es el infantil, las connotaciones culturales, el ingenio de las construcciones, la estética general,  la hacen también disfrutable por un público adulto.

Entrada publicada por Juan José Díez

Share/Save/Bookmark

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...